Mensaje de Louis Valente, Secretario General de ASSITEJ.

Últimamente, en el Comité Ejecutivo de ASSITEJ hemos mantenido reuniones abiertas, y hemos tenido un grupo de trabajo de recaudación de fondos basado en una convocatoria pública.

En estas reuniones abiertas hemos experimentado una fantástica participación de varias personas de la comunidad ASSITEJ, que con compromiso y curiosidad han traído a la mesa ofertas de apoyo con trabajos concretos y prácticos y nuevas ideas. Algunos incluso han invertido un número considerable de horas en varios meses para ayudar a ASSITEJ.

Para mí, esta participación y este compromiso ilustran la gran fuerza de ASSITEJ como asociación – como miembro de una organización en la que el trabajo de muchas personas se une y crea un todo mayor. ASSITEJ es un esfuerzo colectivo para marcar una diferencia a través de las artes escénicas para niños y jóvenes. El esfuerzo es impulsado por nosotros en el Comité Ejecutivo y por los muchos activistas dedicados en los 72 centros nacionales y las seis redes profesionales.

Además, ASSITEJ no es ante todo la institución ASSITEJ, y el propósito de la organización no se realiza principalmente en el trabajo administrativo. En cierto modo, ASSITEJ son sobre todo los cientos o miles de actuaciones y talleres que tienen lugar cada día en todo el planeta, para y con nuestro fantástico público joven.

Cada vez que vosotros, como gente de las artes escénicas, creáis un espacio mágico a través de vuestro trabajo artístico, estáis ante todo al servicio de vuestro público, pero también tenéis la oportunidad de contemplar lo que hacéis como parte de un movimiento global y colectivo. ASSITEJ es la voz por la cual todas estas actividades se articulan como un proyecto común y se elevan por encima de su contexto más inmediato.

No porque las artes escénicas deban servir a cualquier otra finalidad que no sea la de enriquecer a su público, sino porque saber que se está compartiendo lo que se hace con muchos otros en todo el mundo puede ser una gran fuente de resiliencia y energía. Y también porque juntos, como colectivo, estamos en mejores condiciones de facilitar el intercambio y el desarrollo artístico, la conciencia política sobre lo que hacemos y las estructuras de difusión que aseguran que (cada vez más) los niños tengan acceso al teatro y la danza.

Por eso ASSITEJ tiene que ser una asociación de miembros y un movimiento colectivo y transnacional que reconoce su valor en muchos pequeños encuentros locales con niños y jóvenes adultos.

¡Larga vida a nuestro esfuerzo colectivo para desarrollar y multiplicar los encuentros mágicos entre los niños y las artes escénicas!

Por Louis Valente, Secretario General de ASSITEJ
Traducido por Gonzalo Moreno, ASSITEJ España

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.